Seleccionar página

Cuando llevas un tiempo en clases de inglés y manejas un buen vocabulario, sueles pensar que ya estás listo para ver películas sin subtítulos o que eres capaz de tener una conversación con nativos. Pero cuando se presenta la oportunidad ¡sorpresa! No entiendes, parece como si fuera “otro tipo” de inglés.

Es más común de lo que crees, algunas personas son capaces de leer un texto y entenderlo; pero no son capaces de sostener una una conversación en inglés. Esto se debe a 2 cosas, una es consecuencia de la otra:

  • Mala elección de clases de inglés
  • Hablar con nativos es diferente

Recomendado: 5 tips para mejorar tu pronunciación en inglés

Clases de inglés 

Algunos cursos se enfocan demasiado en la teoría: te enseñan únicamente lo que hay en un libro. No es que esté mal aprender teoría, pero la teoría sin la práctica provoca justamente lo que te pasa con el inglés.

Piensa que independientemente de cuál sea tu objetivo para aprender inglés, lo que quieres es poder desempeñarte en ese idioma, tal como en español: hablar con amigos, ver series, salir a fiestas, conocer a nuevas personas, conversar con tus compañeros de trabajo o estudios, etc.

Por ello las clases de inglés, más que limitarse a enseñarte lo que hay en un libro, deberían prepararte también para el mundo real. Por ejemplo, simular situaciones comunes con las que tendrás que lidiar afuera de un salón de clases.

Además de ser útil, es más entretenido que solo estudiar el contenido de un libro todo el tiempo. Pero ahora viene una parte para la que también debería prepararte un buen curso de inglés: hablantes nativos y los acentos.

Lee: ¿Cuál es la importancia de realizarte un aprueba de nivel antes de ir a clases de inglés?

Hablantes nativos y acentos

Piensa en la conversación más reciente que tuviste hoy, intenta recordar qué tan rápido hablaste, si usaste los términos correctos o los sustituiste por coloquialismos y si la manera en cómo hablaste es la forma en la que hablas siempre con todos.

  • Es probable que si tu última conversación estaba limitada por el tiempo o estabas muy emocionado: tus palabras salieran más rápido de lo normal.
  • Apuesto que en alguna parte de la conversación, abreviaste una frase o sustituiste por una palabra local.
  • Es probable que si tu conversación fue con una amiga, no uses la misma entonación y expresiones en un contexto más formal.

Los nativos del inglés -al igual que tú- modifican el idioma según el contexto: hablan más rápido, comprimen frases, dan respuestas “a medias”, usan vocabulario culto, etc. A esto se le suman los acentos propios de cada región, aunque se trate de un mismo país: un texano tiene un acento diferente al de un neoyorquino.

Aquí también entran los nativos que tienen orígenes latinos, asiáticos o europeos, que ven influenciado su inglés por el acento de su familia. También está el acento de los no nativos que aprendieron inglés.

Es como cuando en español se usan expresiones como “¿qué más parcero?”, “no manches wey”, “¿qué onda?”; cada país deforma el mismo idioma. Si te sirve de algo, para los hablantes de otros idiomas que aprenden español, esto resulta una verdadera pesadilla. Si quieres conocer la experiencia de un par de estadunidenses, entra a este enlace: ¿Qué tan difícil es aprender español para un extranjero?

El punto es que no debes sentirte mal si se te hace difícil entender cuando te hablan en inglés, pero sí debes tener en cuenta que para superarlo, tus clases deben prepararte para este tipo de escenarios. En Academia Europea contamos con clases de inglés interactivas, impartidas por profesores de todo el mundo.

Así garantizamos que tu aprendizaje te prepare para el mundo real y puedas desempeñarte en inglés lidiando con los acentos, tan cómodamente como lo haces en español. Obtén más información aquí:

 

Consejos para entender inglés

  1. Relajate cuando estés en una conversación: la presión que te impones por tratar de entender cuando te hablan en inglés, también puede causar un bloqueo mental.
  2. Amplía tu vocabulario: puedes ver películas, series y escuchar música, quedarte con las conversaciones que viste en un libro cuando tomaste clases, limita tu capacidad de comprensión.
  3. Nunca dejes de aprender: a veces, ni siquiera los nativos entienden algunos términos, así que no te desanimes si encuentras nuevas palabras, es normal.
  4. Practica con nativos y otros hablantes: no le temas a los nativos, habla con ellos si tienes la oportunidad. En Academia Europea también fomentamos la práctica con profesores y alumnos, para que tu experiencia sea inmersiva.

¡Prepárate para el mundo real!

Compartir