Seleccionar página

Si tu hijo tiene de 1 a 6 años debes aprovechar esta grandiosa etapa para enseñarles inglés. Puedes hacerlo desde casa, incluso si tu inglés no es bueno, lo más importante es empezar a integrar el idioma. Pon en práctica estos 5 juegos para enseñar inglés a tus hijos.

Para muchos padres es difícil encontrar la forma de enseñar inglés a sus hijos, principalmente por 2 razones: la primera es que algunos nunca recibieron clases de inglés en la niñez, por lo tanto no saben cómo deben empezar enseñar a sus hijos.

La segunda razón tiene que ver con que el inglés de los padres no es muy bueno o tienen un vocabulario muy limitado, y piensan que esto impide que puedan enseñar a sus hijos.

Si alguna de estas 2 situaciones te representa, no te preocupes, aquí encontrarás actividades para enseñar inglés a tus hijos de forma fácil y efectiva. Antes de empezar nos gustaría que sepas 2 cosas:

  • Enseñar inglés a los niños debe ser un proceso natural y divertido: no obligues a tu hijo a realizar actividades que no quiere.
  • Tiempo: un niño tiende a perder el interés después de hacer la misma actividad por más de 10 minutos, establece un lapso para que el niño no se aburra.

Recomendado: ¿Cuál es el mejor sistema para enseñar idiomas a tus hijos?

Recuerda que puedes encontrar cursos de inglés para niños desde los 4 años en Academia Europea

 

1- Simon says (Simón dice)

Puedes empezar diciéndole a tu hijo “Simon says sit” (Simon dice siéntate), “Simon says point the table” (Simon dice: señala la mesa). Este juego hace que aprendan varios verbos, por ejemplo: sing (cantar), run (correr), walk (caminar), point (señalar).

Y con el tiempo, puedes añadirle más cosas como “Simon says point the red pen” (Simon dice señala el lapicero rojo), así vas enseñando los colores. Como ves, no es necesario que tengas un nivel de inglés avanzado.

Este es uno de los mejores juegos para aprender inglés, ya que enseña verbos simples viendo la acción, sin necesidad de explicar su significado. Por ello tú también tienes que jugarlo con él.

2- I spy (veo veo)

Es un juego de adivinar el objeto en el que el otro está pensando o viendo, teniendo como única pista la letra por la que comienza. Se empieza diciendo I spy with my little eye something beginning with “A” (veo con mi pequeño ojo algo que comienza con “A”).

Deja que el niño adivine en español y cuando lo haya hecho le dices cómo se pronuncia en inglés, para que la próxima vez que tenga que adivinar la misma palabra, lo haga en inglés. Este juego es perfecto para enseñar la pronunciación de las letras en inglés.

Otra cosa que hace este juego fantástico, es que puedes jugarlo donde sea; en casa, en el parque, en la parada de autobús, en un restaurante, etc. Lo que hace que se amplíe el vocabulario.

3- Juego de personajes

Recuerda que lo importante es retener la atención de tus hijos, para ello debes buscar integrar el inglés en sus juegos favoritos. Normalmente los niños juegan con personajes e inventan historias ¡aprovecha eso!

Por ejemplo, al jugar a las muñecas toma un personaje y preséntate con el personaje de tu hijo: “Hi my name is Jesse. What is your name?” y deja que te diga el nombre de su personaje. Puedes incluir frases como “Your dress is beautiful”.

En general cualquier juego que te permita inventar historias es fantástico porque puedes generar muchas oportunidades de enseñar inglés a los niños.

4- Hidden treasure (búsqueda del tesoro escondido)

Esconde un obsequio en alguna parte de la casa y empieza a darle pistas en inglés, por ejemplo “the hidden treasure is behind a chair” (el tesoro escondido está detrás de una silla), mientras lo dices señalas una silla y con tus manos indicas que está detrás.

Con este juego estimulas al cerebro a que aprenda cómo decir cosas básicas en inglés, como behind (atrás), near (cerca), under (debajo).

El punto es que no tengas que explicarle lo que significa cada palabra, tienes que lograr que el niño vaya asociando.

5- Juegos de cocina

Puedes aprovechar los juegos de cocina para enseñar inglés a tus hijos ya que dan la oportunidad de aprender palabras básicas que usas cotidianamente. Por ejemplo cook (cocinar), kitchen (cocina), spoon (cuchara), chicken (pollo), eggs (huevos), fruit (fruta), delicious (delicioso), food (comida), etc.

Puedes decir frases: “hey! let’s cook chicken” (hey, vamos a cocinar pollo), “this fruit is delicious” (esta fruta está deliciosa), “give me a spoon, please” (dame una cuchara por favor).

Además de estos juegos puedes incluir otras prácticas como reaccionar en inglés, por ejemplo cuando tu hijo corra demasiado lejos de ti, puedes decirle “wait” (espera), cuando vaya a hacer algo que no debe, dile “stop”, cuando no entiendas lo que dice di “what did you say?” (¿qué dijiste?). Mientras integres el idioma en su vida cotidiana, aprenderá más rápido.

Los niños bilingües potencian sus oportunidades

El que tu hijo aprenda inglés y español desde pequeño, le da la oportunidad de desenvolverse como un nativo en ambos idiomas. Es recomendable que inscribas a tu hijo a clases de acuerdo a su edad, donde puedan aprender de forma completamente interactiva y tú lo complementes con actividades como la lista de juegos para aprender inglés.

Como lo mencionamos al inicio, no es necesario que hables un perfecto inglés para introducir el idioma en tus hijos. En Academia Europea, tenemos cursos de inglés para niños impartidos desde los 4 años. Solicita información ahora.

Compartir